De la ‘res pública…’

La palabra ‘república’ etimológicamente procede del latín y significa ‘cosa pública’.Es decir, que está relacionado con todo lo que sea de interés común…Cuando los gobernantes son elegidos éste debería ser su cometido: trabajar por el bien de la colectividad, ocuparse y preocuparse de ‘lo público’…No obstante, siempre hay quien utiliza lo público para promover ‘lo privado…’ Aunque nadie debería morder la mano que le da de comer…
Imagen Internet

Hace un par de semanas, más o menos, escuchaba a la Ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, en unas declaraciones en las que, siendo preguntada sobre el comportamiento bochornoso del Rey emérito, contestaba con acierto, inteligencia y sutileza propias de una mujer de izquierda, que ahora es el momento de ocuparse de la “res publica”, de las ‘cosas de comer’, todo a su tiempo… Y es que los políticos parecen haber olvidado su principal cometido: trabajar para res publica. Esta palabra o palabras (res publica) en boca de una política suena a gloria bendita, a música celestial, a responsabilidad, a conciencia social, a integridad, a honradez, a que conoce el terreno que pisa y lo que se trae entre manos…

No hace falta recordar, aunque lo haré, que el término ‘república’ etimológicamente procede de latín. Hemos de remontarnos a la primera etapa de la historia de Roma para encontrar esta forma de gobierno que, dicho sea de paso, sustituyó a la monarquía y condujo a Roma, desde el año 509 al 27 a.C., hacia el esplendor del Imperio… A lo largo y ancho de la Historia el uso de esta palabra se ha ensanchado añadiendo al primitivo significado otros más coloquiales según contextos, acepciones ligadas no a la política sino a situaciones que presentan ciertos matices tal vez derivados del uso coloquial…Según la RAE la voz ‘república’ además de ser definida como lo que es, una ‘forma de Estado’, presenta otros significados como por ejemplo ‘lugar donde reina el desorden’ o ‘grupo de personas, generalmente jóvenes, que conviven para repartir gastos’… Ahí queda eso…

En el María Moliner, mi diccionario favorito, encontramos tres acepciones, desde mi punto de vista muy clarificadoras, sobre todo la segunda: “Conjunto de cosas de interés común para todos los ciudadanos de una nación”, significado que encaja con el sentir popular de la Antigua Roma tanto en cuanto se refiere a la esfera pública en general. Por cierto, conceptualmente, este término fue adoptado por los ingleses para denominar a la Commonwealth o Mancomunidad que agrupa a los estados y territorios que formaron parte del Imperio Británico. En definitiva la res publica y república conectan en el origen aunque la inevitable sinergia no impida que ambos conceptos se puedan utilizar por separado según contextos…

Así, durante la Edad Moderna, la monarquía española llamaba ‘repúblicas’ a las pequeñas villas y ciudades del Reino a cuya cabeza y en la cúspide del poder se situaba el monarca de marras. In illo tempore se extendió una visión ‘paternalista’ de la Monarquía que se extrapoló a la ‘familia’ como unidad comparable en su estructura y funcionamiento a una ‘pequeña república’ presidida por el pater familias…Dicho de otra manera: el rey era su reino lo que el padre a su casa… Esta perspectiva que asimilaba el ‘reino’ a la family no está del todo superada, diría yo, de ahí que la familia real -ahora menos- haya sido utilizada durante años por el ‘estado’ como modelo familiar a imitar por los españoles de pro que tanto llegaron a simpatizar con ella…

Pero no nos engañemos, las cosas han cambiado aunque la derecha radical se empeñe en mantener estas y otras estampas e incluso retroceder hasta colocarnos en algunos capítulos anteriores de nuestra Historia presente, capítulos en los que el sustantivo ‘república’ está demonizado y es cosa de ‘rojos’, un concepto anacrónico donde los haya. Como ya sabemos, hoy por hoy, la ‘república’ está siendo reivindicada tanto por la derecha como por la izquierda: una cosa es la forma de Estado y otra el partido que gobierne. Véase Cataluña…

Pero retomando el inicio de este post, oigo a muchos políticos hablar con bastante pudor y reticencia de república y a demasiado pocos de la res publica. Tal vez sea porque parece que esta cuestión afecta sobre todo a marginados, inmigrantes, obreros, desfavorecidos, a pobres, en vista de lo cual el ‘bien común’ comienza a sonar a ‘reparto’ y a ‘igualdad’ y los que tienen nunca querrán repartir con quienes no tienen. Será por eso que el gobierno de Isabel Ayuso – ella es así- pretenda atender dicho bien común con la buena voluntad y la solidaridad de algunos madrileños de los que, seguramente, muy pocos de los que acudan vendrán del barrio de Salamanca, Goya, Castellana, o Chamartín, lugares con mayores rentas…La Presidenta lleva tiempo pretendiendo subsanar una parte de las deficiencias sobrevenidas con la pandemia o el temporal a base ‘voluntad…’ Por eso ha solicitado voluntarios en varias ocasiones. Primero invitó a médicos y enfermeras para que atendieran el Ifema. Luego pidió rastreadores y después personal sanitario para el Zendal, hospital en el que hasta los pacientes fueron voluntarios ‘con autonomía para el aseo y estables…’ (Por cierto, que Ayuso adjudicó a dedo la seguridad del Isabel Zendal a la empresa de una exconcejala del PP en Alcorcón). Por pedir que no quede…Finalmente, este trágico fin de semana en el que la Presidenta estuvo desaparecida desde el viernes, no sin antes dejar encendidas las calefacciones de todos los colegios e institutos de Madrid y despedirse informando que «la nieve nos dirá cómo evolucionan calles y caminos durante el fin de semana», después de reaparecer como si nada a las 11.30 de ayer tras una noche infernal (al menos para los demás, no sabemos para ella) con cientos de carreteras cerrada y miles de coches atascados en calles y autovía, aún así, no tuvo el menor pudor de solicitar nuevamente voluntarios, esta vez, para limpiar las calles… En fin, va a ser verdad que la res publica tiene tantas acepciones -o más- tal y como indica la RAE y, visto lo visto, muchas más formas de interpretarla o entenderla lejos o al margen de su significado político por excelencia…

Personalmente y en lo que a mí se refiere, hace muchísimo tiempo que me ocupo de la res publica tras declarar la república independiente en mi propia casa. Yo misma lo hice por mi cuenta aún antes de emanciparme de mis padres, estatus que mantuve durante los años de matrimonio y que apostillé luego como mujer libre, separada y finalmente divorciada. Nunca acepté otra tutela que no fuera la mía propia y, puedo decir a boca llena, que esto constituye uno de los legados de mayor peso que dejaré a mis hijos, particularmente a mi hija, reivindicativa desde los tres años cuando ponía sobre la mesa sus preferencias respecto al vestuario para ir al cole… O mi hijo mayor que siguiendo mis pasos hace lo que considera por encima de lo que se le dice y, por supuesto, mi hijo Carlos, que se ganó el diploma al ‘más independiente’ cuando asistió a un campamento de verano… Estos conatos de rebeldía han ido cuajando y tomando poco a poco desde el convencimiento, la experiencia propia, la sensatez y la responsabilidad, pilares fundamentales para llegar a ser adultos independientes…

El ‘enfermo imaginario…’

Le malade imaginaire es una comedia escrita por el dramaturgo francés Molière en el siglo XVII que nada tiene que ver con la entrada pero, por alguna razón, a mí me recordó a Donald Trump…El león que resultó tan fiero como lo pintaron, parece tener que claudicar tras una amarga derrota electoral y el fantasma imaginario de un sistema corrupto del que ha sido víctima…
Imagen Internet

Los sucesos del Capitolio pasarán a los anales de la Historia junto al relato de los hechos acontecidos bajo la legislatura de Donald Trump, al igual que su actitud prepotente, soberbia y fullera, incapaz de reconocer la derrota. Todo comenzó antes de las elecciones cuando anticipó a bombo y platillo en la precampaña que si no ganaba interpondría recursos varios porque, si las urnas no le daban la mayoría, sería consecuencia de un sistema corrupto: quien avisa no es traidor… Y como si de una profecía se tratara -o tal vez porque ya tenía la mosca detrás de la oreja- el oráculo se cumplió y, una vez recontados varias veces los votos y con la victoria de Biden ante los ojos, Trump inició una treintena de recursos sin lograr que ninguna llegara a buen puerto…Hasta que hace un par de días, antes que el Senado de los EE.UU se reuniera para certificar a Joe Biden como Presidente, Trump, desde la parte trasera de la Casa Blanca, arengó a sus fieles seguidores animándolos a impedir el fraude electoral del que, supuestamente, había sido víctima…Y así comenzó todo…

Pero Trump no sería nadie sin su adeptos y simpatizantes, la mayoría hombres cortados por el mismo patrón entre quienes ha cuajado el denominado ‘trumpismo’. En este caldo del cultivo encontraron su lugar los proud boys (literalmente ‘chicos-orgullosos) una organización radical de extrema derecha que tomó su nombre de una canción del musical Aladín llevada a la gran pantalla por Disney. La organización aglutina ‘sólo a hombres’ que se declaran chovinistas, antifeministas, anticomunistas e islamofóbicos acaudillados por el cubano-estadounidense Enrique Tarrio. En este grupo supremacista Trump ha encontrado fieles seguidores que le han mostrado su apoyo antes, durante y después de los comicios electorales. Para hacerse una idea del calibre de la organización baste saber que los Proud Boys han sido prohibidos por Facebook/InstagramTwitter y YouTube.

El Presidente, que lleva tiempo agitando y dinamizando sus apoyos, hizo ayer lo propio movilizando a una masa conformada por miles de seguidores, algunos armados, quienes luciendo insignias, banderas y otros símbolos acabaron asaltando el Capitolio, emblema por excelencia de la democracia, en el que consiguieron entrar e incluso acceder hasta los despachos de los senadores y senadoras gracias a un evidente fallo de seguridad que ha provocado la dimisión del Jefe de la Policía de turno. En el transcurso de las cuatro horas que duró el enfrentamiento se produjo la comparecencia del presidente electo junto a unos twitt de Trump aconsejando a la turba para que actuara pacíficamente…La movida se saldó con cinco muertos y varios detenidos…Pero avancemos un poco más. Seguro que recuerdan a un joven con un casco de cuernos de búfalo y el torso desnudo, el fanático que encabezaba el tumulto. Pues bien, se trata de Jake Angeli, conocido en las redes sociales como Q-Shaman…

Q-Shaman se convirtió en trending topic en las redes después de su representación durante el asalto como líder al frente de la muchedumbre. El personaje en cuestión es un aspirante a actor metido a conspirador de la extrema derecha cuyo cometido no era otro que hacer fracasar o por lo menos entorpecer y eclipsar el triunfo de Biden, se ha convertido en uno de los más leales seguidores de Trump, promotor de la teoría de conspiración QAnon… Pero ¿qué es la teoría de la conspiración de QAnon? Eso mismo dije yo cuando lo leí… Al parecer se trata de un grupo, nacido en 2017. que sostiene la teoría de que pedófilos y adoradores de Satán gobiernan en secreto el mundo con el fin de derrocar a ‘Donald Trump’…Sueños de grandeza… Según ellos existe toda una red internacional de tráfico de menores que no dudan en “matar y comerse a los niños que raptan” (Sí, a mí también me pareció estar leyendo un cuento). En la lista de los supuestos conspiradores estarían -cómo no- Hillary Clinton, Barack Obama, Bill Gates, Oprah Winfrey, Tom Hanks o Ellen DeGeneres, e incluso al Papa Francisco…

En fin, no sé qué pensar…No comment…Líderes políticos de Europa han denunciado este grave atentado a la democracia y algunos miembros del gabinete de Trump han dimitido e incluso hay propuestas encima de la mesa para obligarlo a abandonar su cargo antes de la toma de posesión de su sucesor. Twitter y Facebook cerraron temporalmente las cuentas del todavía Presidente. Además le han seguido de cerca a él y ‘al maletín nuclear’ -también conocido como ‘el botón rojo’- que, de la mano de un militar le acompaña siempre al igual que el secreto misterioso de los ‘códigos de oro’…Se ve que no se fían, no sea que en un ‘delirium tremens’ le de por lanzar un ataque nuclear que acabe con todo y con todos…

He visto tantas películas y series sobre este tema que mientras escribo tengo la sensación de estar refiriéndome a un hecho ficticio y no real… El caso es que cuando Trump anunció hace cuatro años su candidatura nadie pensó que ganaría. Después cuando ganó, fuimos testigos de sus desplantes a la prensa, del trato a los inmigrantes, del famoso muro, de su salida de OMS, de su dejadez para con el cambio climático cerrando la puerta al acuerdo de París, de su flirteo con los rusos y sus múltiples escándalos y relaciones extramaritales que para nada pasaron desapercibidos así como el juego sucio y los trapicheos de los que ha valido para intentar salirse con la suya… No obstante su falta de ética, su presencia misma y su mala educación que ni siquiera intenta disimular, hacen difícil creer que haya ocupado el que posiblemente sea el cargo con mayor poder en el mundo sin que nada le haya pasado factura… Tal vez por eso, porque se ha sentido el amo, el todopoderoso, el invencible que derrotó al coronavirus en tiempo record, tal vez por todo eso y porque su ego es tan grande – o más- que el poder que ostenta, es incapaz de asumir su derrota…

Hace sólo unas horas en su cuenta de Twitter, un Trump vencido y solo ha reconocido por primera vez la pérdida de las elecciones y el triunfo de su adversario Joe Biden, futuro Presidente, asegurando a la par una transición pacífica…(No sé…Cuesta creerlo) Como tantas otras veces la realidad ha superado la ficción y aunque ‘el león sea tan fiero como lo pintaron’ al final no le ha quedado otra que doblegarse, dejar de ser el ‘enfermo imaginario’ …

Ojalá que el ejemplo de Trump nos haga reflexionar de las corrientes que circulan en nuestro país y nos alerten porque una oleada derechista intenta barrer Europa y arrasar con las políticas y logros conseguidos hasta ahora…Deberíamos aprender de los errores, aunque sean ajenos…

Vamos a contar mentiras tralará…

‘Salvar la Navidad’ ganó a ‘salvar la vida’, un auténtico despropósito. Como ciudadana de a pie estoy cansada de tanta milonga, de que me den coba y me tomen el pelo. Harta de que pretendan colgarse medallas que no les corresponden, que hablen y hablen sin decir nada, que se protejan unos a otros: hoy por tí, mañana por mí…
Fotografía: mp_dc

El día de Reyes pondrá el broche de oro a las Navidades de la covid…La estela de contagios, ingresos y fallecidos a consecuencia de esta celebración con la apertura de bares, centros comerciales, reuniones sociales, etc, etc serán visibles los próximos días. A partir de ahí comenzarán los golpes de pecho y entonaremos un mea culpa sin vuelta atrás porque, posiblemente, ya nos encontremos en los preludios de la temida tercera ola…

Hace un par de días, apenas unos minutos después de publicar el post anterior Enero, Graciela Pinto me escribía el siguiente comentario: Y en este remoto paisito del Sur, llamado Uruguay, estamos remontando la primera ola y aún sin alguien que quiera vendernos vacunas…demasiado pequeños para los grandes intereses del mundo…Después de leerlo comprendí que la mirada vertida sobre la pandemia y sobre las vacunas se me había quedado demasiada corta. Desgraciadamente la covid no solo concierne a Europa, ni siquiera sólo a Occidente. No. Esta vez es un problema mundial que afecta a la todos los países: grandes y pequeños, ricos y pobres…Decidí que no estaría de más ampliar el foco y mirar hacia ese ‘paisito’ con la curiosidad propia de quien lo desconoce y el respeto de quien se asoma a casa ajena…

El periódico El Observador me confirma lo que Graciela ha comentado: esta semana es clave en el tema de la vacunación y el gobierno mantiene conversaciones con farmacéuticas estadounidenses y alemanas…Leo en otro periódico, La Diaria, que una senadora del Partido Nacional (de centro derecha) ataca a Pepe Mugica por su falta de colaboración en el suministro de vacunas, dada la ‘presunta’ notoriedad y reconocimiento mundial del que goza el ex presidente… Muy cómodo culpar a quien ya no está… Aquí en España lo llamamos ‘la herencia de pasado’, una excusa muy recurrente para nuestros políticos… Es obvio que no poseo datos ni manejo información pero enseguida me doy cuenta que ‘allá como acá’ se trata de lo mismo: ‘mismo perro con diferente collar…’ Que unos por otros y la casa sin barrer, que los ‘poderosos’ parecen cortados por el mismo patrón… A continuación paso a leer en El País.com que el Gobierno negocia ‘cinco’ vacunas pero ninguna inminente. Y sin plan de vacunación ni vacunas, el Ministro de Sanidad se dispone a comparecer en el Parlamento…Se percibe descontento y desacuerdo en el seno del Ministerio…De paso, echo un vistazo al tema de las vacunas en el resto de países hispanos y, salvo los grandes, dan ganas de llorar…No comment

Y tras esta brevísima mirada hacia el país hermano se me ocurre pensar que somos afortunados por tener en casa las vacunas e irresponsables al no otorgarle la prioridad que merece a pesar de las fechas. ‘Salvar la Navidad’ ganó a ‘salvar la vida’, un auténtico despropósito. Como ciudadana de a pie estoy cansada de tanta milonga, de que me den coba y me tomen el pelo. Harta de que pretendan colgarse medallas que no les corresponden, que hablen y hablen sin decir nada, que se protejan unos a otros: hoy por tí, mañana por mí…

Primero nos hablaron del principio del fin de la pandemia luego de la vuelta a la vieja normalidad -como si fuera posible- después hicieron un recuento y un cálculo de probabilidades según el cual al final del verano estaría vacunada el 70% de la población…Se publicitaron todos los Gobiernos paseando por las redes y medios de información cientos de imágenes de Araceli Hidalgo, 96 años, primera persona inoculada en España lo mismo que hicieron en cada Comunidad…Y a partir de ahí bajón en el ritmo de vacunación interrumpido ex profeso por la Nochevieja, Año Nuevo y preámbulos de Reyes…No se contrató personal sanitario extra para sustituir a quienes disfrutaban sus merecidas de vacaciones… Y las redes sociales siempre atentas, oportunas e ingeniosas pusieron en circulación tablas de cálculos según las cuales, a este ritmo, se necesitarán años para alcanzar la inmunidad de rebaño…Y sinceramente, no todo es baladí, algo de verdad habrá, seguro…Ya lo dice el refrán: cuando el río suena…

Más mentiras. El pasado 23 de diciembre, la Comunidad de Madrid informaba sobre las dosis recibidas, desglosando el primer calendario de vacunación. La información se completaba diciendo: “Hoy el Consejo de Gobierno, y con carácter de emergencia, ha aprobado la contratación del suministro de jeringas con agujas para la administración de la vacuna para inmunización de la población frente al virus, por un importe total de 229.900 euros (IVA incluido)”. Pero enseguida la Presidenta Ayuso, como viene siendo habitual en ella, comenzó a difundir sus reproches al gobierno central por la gestión de las vacunas, quejándose -otra vez- por no haber recibido dosis suficientes. Primero dijo que contrataría rastreadores. No lo hizo. Luego comunicó haber creado 46 equipos para atender a las residencias de mayores más otros 22 que tenía en reserva, pero sólo ha vacunado al 6% y a continuación entrega la campaña de vacunación a la sanidad privada en detrimento de la pública a la que tiene totalmente descuidada…La señora Ayuso proclama ahora en Twitter que se ‘vacunará mañana, tarde y noche’ luego dirá que lo ha podido hacer gracias a la privada…Y mientras tanto, entretenidos en estas cuitas, poco se habla del famoso Hospital Zendal, el hospital de la pandemia, el referente del mundo mundial cuya inversión probablemente supere los 100 millones de euros aunque, en realidad, su coste final constituye una incógnita…

En fin Graciela, sólo me resta añadir que ‘acá como allá’ la transparencia brilla por su ausencia. “Los poderes fácticos pueden mucho” eso te contesté, por eso intentan distraernos con humo por aquí o fuegos artificiales por allá, para que no miremos en la dirección correcta… No les interesa que sepamos la verdad y prefieren que seamos ‘rebaño’ antes que ‘inmunes…’ Demasiados ‘intereses creados’… Y nadie hará nada porque quienes pueden no quieren y quienes quieren no pueden…Y efectivamente los peces grandes acabarán devorando a los pequeños ..¿Alguien da más?

Y sí, ‘resistiremos’…Mis mejores deseos para ese ‘paisito del sur…’

Enero…

Entró enero casi sin darnos cuenta y para comenzar tal y cómo acabó, con la covid de por medio, a punto de declararse la tan anunciada como temida ‘tercera ola’…
Fotografía: mp_dc

Hoy tengo 365 nuevas oportunidades.

Anónimo

Entró enero casi sin darnos cuenta para comenzar tal y cómo acabó, con la covid de por medio, a punto de declararse la tan anunciada como temida ‘tercera ola’…Llegó enero solapado, medio camuflado entre los últimos días de diciembre y tras varias borrascas que han vestido de blanco el norte de nuestro país. Frío y seco comenzó el segundo año bajo la amenaza del coronavirus y sus mutantes, una nueva cepa que, al parecer, afectó primero a los ingleses y ahora reaparece en el campo de Gibraltar obligando así al gobierno de la Junta, a cerrar algunas localidades para impedir su expansión desde Andalucía al resto de nuestra geografía. Mucho trabajo han dado los ingleses en esta zona antes y ahora a cuenta de ‘brexit’ y su fea costumbre de pactar in extremis, una estrategia que de momento les ha dado resultado. Así que sí hubo acuerdo. Al final los trabajadores andaluces podrán pasar al Peñón a trabajar, se eliminará la ‘verja’ y se abrirá un espacio Shengen controlado por España. El año comienza con una alianza que pretende ‘construir un espacio de confianza’ durante los cuatro primeros años, practicando medidas beneficiosas para ambos países. Así que, finalmente el 31 de diciembre, la población del Campo de Gibraltar cuya economía depende en gran parte de las actividades que llevan a cabo en la ‘Roca’, pudieron tomarse las uvas tranquilos al saber que sus trabajos estaban a salvos, al menos, de momento…

Y mientras aquí continuamos el toque de queda y diversas disposiciones según el estado de los contagios en cada territorio, Wuhan celebró en masa la entrada del 2021: “Tenemos derecho a disfrutar”, declaraba un joven, al tiempo que otros gritaban las ganas que tenían de recuperar el tiempo perdido…

Imagen Internet

‘Recuperar el tiempo’ es una sensación que muchos experimentamos aunque sea ilógica e imposible. El tiempo que pasó es irrecuperable pero todos entendemos qué quiere decir esa expresión. Basta mirar fotografías de Wuhan en Nochevieja para sentir que ‘recuperar el tiempo’ es lo que intentan. Vivir intensamente como si se pudiera vivir el doble para ponerse al día, como si no hubiera un mañana, como si hubiera lleggado el final y no quedarán más oportunidades… En fin, la imagen contagia entusiasmo y esperanza, ambas cosas nos harán falta para continuar transitando la pandemia porque, nos guste o no, aún queda mucho por delante. Al menos, esa es mi impresión…

Las cifras cantan. El primer día del año ya hemos rebasado los 83 millones de contagios con EE.UU a la cabeza y Trump agitando a sus seguidores para aguar la fiesta a su sucesor que jurará el cargo el próximo día 20. El espectáculo continúa. No creo que Trump cierre la boca hasta el final y después, con las manos libres, interferirá cuanto pueda -que será mucho- porque posee medios y acólitos de sobra para hacer ruido…

Por otro lado enero debería haber comenzado aquí en España, inoculando masivamente a mayores y sanitarios. Pero para nuestra vergüenza ya se ha ralentizado el calendario y han aparecido los primeros problemas de conservación. Tanto hablar de la responsabilidad ciudadana frente a las vacunas y parece que los mandamás de los ‘taifas’ no se dan cuenta que es el momento de tirar la casa por la ventana en lo que a sanidad concierne. Es imposible establecer un ritmo potente de vacunación, teniendo que desplazar sanitarios a las residencias de mayores, sin contratar más personal…Intentar atender la demanda con el déficit actual no cabe en cabeza de nadie…Pronto llegará la nueva la nueva remesa para las segundas dosis ¿estarán subsanados los problemas de almacenamiento frigoríficos? Ojalá…Menudo ridículo haríamos en Europa…

Preocupa el calendario y también el porcentaje de negacionistas que afirman no querer vacunarse, preocupación que crece aún más al hacer una lectura en ‘clave política’. Me explico. Según el análisis de los expertos (CIS) si plasmáramos sobre un diagrama de barras el grado de aceptación de la vacuna, crecerían las barras correspondientes a los simpatizantes de los partidos situados en los extremos del arco parlamentario, tanto a la derecha como a la izquierda, una polarización que encabezan VOX y la CUP. Los datos también confirman un aumento de población dispuesta a inocularse entre los votantes del gobierno de coalición, es decir, entre simpatizantes del PSOE y de UP.

Llama poderosamente la atención que apenas un 0,3% demande más información de carácter científico o se preocupe por el origen de la vacuna y en cambio muestre una fe ciega en determinados líderes políticos, negándose porque así lo dicen como máximos representantes. Este ‘aborregamiento’ asusta. Suena a adoctrinamiento y a considerar a los líderes investidos con cualidades que van más allá del carisma o la razón, más bien la ‘sin razón’ diría yo…Creer en alguien solo porque ese ‘alguien’ lo dice linda con la fe, esa que se define como ‘creer sin comprender’ que tanto han defendido los cristianos-católicos…Da que pensar que quienes se alinean con ideologías extremas decidan cuestiones de salud siguiendo criterios relacionados con la política y no con la ciencia o la salud, lo que para mí es algo así como confundir magnesia con gimnasia, churras con merinas o el culo con las témporas… Esta fe recuerda a la que otrora muchos tuvieron en Franco y en Hitler, admirados como hombres, adorados como dioses, ídolos caídos y enterrados en los libros de historia, los mismos que algunos pretenden resucitar…

Personalmente ‘enero’ asomó benévolo en la placidez del sueño de una noche que quise vivir ajena al festejo, a mi manera, como si el calendario no fuera conmigo porque si quiero o no celebrar que sea cuando me lo pida el cuerpo, cuando pueda ser y no cuando el almanaque aparezca tachado de rojo…

Así las cosas, con mi lista de propósitos y la agenda sobre mi mesa, me dispongo a vivir enero y el resto del año como buenamente pueda porque, a pesar del ruido de fondo, de las incertidumbres, las nostalgias y las ausencias…la vida sigue imparable su curso…

El discurso del Rey…

El discurso del Rey en Nochebuena parece haber levantado bastante expectación. El Rey tiene que ser leal con Casa Real, con el Gobierno y con súbditos muy diversos entre los que se incluyen sus propios detractores y partidarios de la República.
Imagen Internet

El discurso del Rey en Nochebuena parece haber levantado bastante expectación. Hace ya muchos años que el Rey entra en nuestras casas poco antes de la cena para dirigir unas palabras a ‘su pueblo’. No sé a qué público llegará. A mi me parece todo excesivamente protocolario, distante y artificial. En realidad a quien me gustaría oír es ‘al ciudadano Felipe’ para conocer de primera mano sus opiniones sobre la violencia de género, el estado de la sanidad, de la educación, sobre el paro, sobre los desalojos, los sin techos, las residencias de ancianos, las pensiones…Sería interesante saber qué piensa y qué siente sentado a su mesa, dispuesto a comer cada día a ‘cuerpo de rey…’ Pero no será así y escucharemos a un Rey tiene que se leal con Casa Real, con el Gobierno y, supuestamente también, con súbditos muy diversos entre los que se incluyen sus propios detractores y partidarios de la República aunque, como viene siendo habitual, acabará haciendo un resumen de lo más relevante del año, además de señalar el papel de la Corona y su protagonismo en el marco de la actual política de nuestro país, aunque el Rey no sea sino una figura meramente simbólica y de representación. No obstante, los vaivenes del emérito, han puesto al actual rey Felipe en un aprieto al tener que afrontar su discurso más difícil, según han señalado los medios, abriéndose un gran interrogante sobre si hará o no mención a su padre o se decantará por su hija y sucesora Leonor, apostando por garantizar su relevo aunque para ello deba sacrificar al emérito…Entre reyes anda el juego…

En el Palacio de la Zarzuela, cada año se elige en un rincón especialmente decorado para la ocasión seleccionando todos los detalles sin dejar el menor resquicio a la improvisación: banderas, fotos, cuadros, vestuario, corbata…todo está previamente pensado porque todo cuenta, hasta el más nimio detalle según marca la tradición que, por cierto, fue importada y asimilada por las monarquías europeas de la Casa Real Británica que, desde 1932 y por iniciativa del fundador de la BBC, lo puso de moda invitando al Rey para que se dirigiera a sus súbditos por la radio. El primer monarca que pronunció el mensaje de Navidad fue Jorge V con un discurso escrito por el poeta inglés Rudyard Kipling. Continuó la tradición con Jorge VI hasta que en 1952 lo hizo por primera vez la actual la reina Isabel II…

Como es de imaginar el discurso no lo escribe el Rey, ni siquiera sabemos cuál es su grado de participación. Lo que se da por cierto es que es un trabajo coral, fruto de las distintas voces provenientes del grupo de asesores de Casa Real, quienes durante el mes de diciembre trabajan en un discurso que deberá contar con el visto bueno del Gobierno y al que, finalmente, don Felipe aportará su toque personal a fin de hacer suyo un texto ajeno…

Hoy por hoy todo se ha complicado. Desde aquel año que don Juan Carlos pidió perdón tras haberse fastidiado una cadera cazando en plena crisis, justo el día que le dieron el alta, no han dejado de sucederse noticias y escándalos familiares múltiples. El Rey campechano, el que saltaba el protocolo para saludar, el que mandó callar a Hugo Chaves, ese tan simpático del que presumían muchos españoles de pro, ha resultado no ser una persona íntegra y limpia, ni un monarca considerado para con su pueblo, por el contrario más bien ha hecho gala a la célebre frase de sus antecesores absolutistas que gobernaron ‘para el pueblo pero sin el pueblo’.

Las idas y venidas del Rey emérito, los millones entregados a Corinna, sus problemas con hacienda y su marcha a Abu Dabi han socavado los pilares de la monarquía por mucho que se empeñen sus más fieles seguidores por establecer un pasillo entre la persona del rey y la institución como dos entidades diferentes, entidades que los sectores monárquicos unen o separan según convenga…El caso es que la monarquía está siendo cuestionada y está abierto el debate entre monárquicos, republicanos y constitucionalistas…

El derecho a la vida privada más allá de las dependencias de palacio está en entredicho. Algunos la defienden, otros opinan que el Rey encarna a la Institución y por lo tanto no tienen vida privada. Todos sus actos han tenido, tienen y tendrán trascendencia pública y notoria: nacimiento, comunión, formación, estudios, mayoría de edad, noviazgos varios, matrimonio, hijos, enfermedades…No se trata de un ciudadano más, ya nos lo aclaró muy bien Ayuso: “Todos los ciudadanos somos iguales ante la ley pero Don Juan Carlos no ha sido un ciudadano más”. Sí, señor, por una vez estoy de acuerdo…Y precisamente por eso, porque no es un ciudadano más ni ante la ley ni ante nada, por eso mismo, los ciudadanos de a pie más o menos adeptos a la monarquía, simpatizantes de la familia real que reían las gracias y travesuras de Froilán y participaron de las bodas de las infantas como si de sus propias hijas se tratara, están muy decepcionados con los desmanes del emérito. Por eso son muchos quienes acarician la idea de una tercera república, una idea que va cobrando relevancia y ganando adeptos sobre todo entre los sectores más jóvenes de nuestra sociedad.

Las encuestas las ‘carga el diablo’, es verdad. Y, aunque no se trata de una ciencia cierta, si la muestra es buena los resultados pueden aproximarse bastante a la realidad. Pues bien, siguiendo el resultado de 3000 entrevistas realizadas en todo el país, de celebrarse un referéndum casi el 41% votaría a favor de una república mientras el 35% estaría a favor de la monarquía. El 60% de los votantes del PSOE y el 94% de Unidas Podemos, se muestran partidarios de un referéndum mientras la mayoría de la derecha se muestra contraria a dicha consulta. A pesar de todo la cúpula del PSOE muestra su afinidad con la monarquía, como se ha podido comprobar recientemente, dato curioso por su coincidencia con las derechas claramente monárquicas…

Actualmente se mantienen en Europa diez monarquías parlamentarias: España, Bélgica, Países Bajos, Luxemburgo, Noruega, Suecia, Dinamarca, Reino Unido, Liechtenstein y Mónaco que suman hasta 27 en el mundo, de las cuales algunas son meramente simbólicas pero otras juegan un importante papel en el marco del país. En líneas generales, unas más que otras, todas han protagonizado algún escándalo, escándalos que los súbditos han asumido con mayor o menor resignación/justificación aunque cada vez son más quienes consideran que a estas alturas del siglo XXI resulta un régimen obsoleto y caro de sostener económicamente… Por eso y como decía Unamuno: «No sé de que se trata, pero me opongo».

Un mundo raro …

Imagen: mp_dc

En nuestro país las cosas no van bien. El covid sigue haciendo estragos al tiempo que mina más y más nuestro ánimo, por lo menos el mío. A pesar de levantarme cada día haciendo la misma autoreflexión, poniendo en valor mi salud y cuanto tengo como capitales que me permiten vivir dignamente, sin estrecheces, con comodidades y la despensa llena, por no hablar de mis habilidades para llenar el tiempo con múltiples aficiones entre ellas este blog y gozar de la compañía incondicional de mi preciosa y querida galga que hace mi soledad menos sola… Aún así, llevo días de ‘encefalograma plano’, sumida en un estado a mitad de camino entre melancólico y triste. No puedo evitar pensar que vivir va más allá de estar viva al igual que morir trasciende el acto mismo de la muerte…

Entre lo posible y lo probable, entre lo que puedo y quiero, entre lo que deseo y no alcanzo, lo que tengo y lo que no tendré, lo que espero y desespero… En este océano de añoranzas, dudas e incertidumbres me dejo estar, me reconozco, me miro y me veo… Intento no bajar la guardia, mantener la mirada puesta en el horizonte anhelando otear tierra firme para sentirla bajo mis pies… Luego llega ese instante en que me recoloco, recupero la compostura y tomo las armas, cual guerrera, para que el covid no me quite más de lo que ya me ha quitado: compañía, proximidad, viajes, cine, teatro, amigos, ilusiones, abrazos, besos…Todo queda anotado por partida doble, en el ‘haber’ y en ‘debe’ para cuando sea posible saldar, al menos, una parte de la deuda…Mientras, vivo despacio aunque tenga prisa, intento recordar que, en esta ocasión, casi todo puede esperar y que, al margen de la salud, es difícil distinguir entre lo urgente, lo importante y lo necesario…Y siempre, como dice la canción, la sensación de venir de ‘un mundo raro’ porque casi nada es como era…y ahí lo dejo…

Finalmente, tras varios días de escrutinio (aún sin acabar) los medios de comunicación americanos pertinentes, anunciaron la ‘buena nueva’: Joe Biden es el 46 presidente electo de los EE.UU. Según dicen los expertos gana Europa -sobre todo Alemania- pierde Rusia y China comme ci, comme ça. La era Trump pasa a la historia aunque es seguro que no se marchará sin dar la batalla y montar algún que otro show tal y como nos tiene acostumbrados…Nunca una elecciones habían generado tanta expectación e incertidumbre más allá de las propias fronteras, o eso me parece a mí, tal vez porque nunca antes alguien tan ‘peculiar’ había alcanzado una presidencia del calibre de los EE.UU. Y es que Trump ha logrado transformar a ‘la persona en el personaje’ hasta el punto de no diferenciarse. Resulta harto difícil saber dónde acaba una y comienza el otro porque ambos comparten la escena en la representación de una parodia que se inició el mismo día en el que salió elegido. Por eso, aunque se vaya se queda y su sombra permanecerá en la sociedad americana a la que, hoy por hoy, ha conseguido dividir y confrontar. A Trump no se le puede negar la creación de un estilo de gobierno, el Trumpismo, sustentado en las redes, en las falsas noticias, en verdades sospechosas de no serlo, en mentiras difíciles de probar … Una gobernanza que ha promovido un descarado nepotismo, una tramposa manera de manejar las instituciones en favor propio que, no obstante, ha arrastrado tras de sí a parte de una sociedad diversa, multicultural y multirracial a pesar de su evidente misoginia y xenofobia. Así que bienvenido sea Joe Bidem, a quien de entrada hay que agradecer su talante conciliador, sus buenos, educados y sosegados -modales que contrastan con la actitud beligerante, agresiva, soberbia e iracunda de su oponente- que transmiten una calma, sosiego y prudencia que los americanos y el mundo entero agradece y necesita en estos tiempos que corren. Habrá que esperar…

Inteligentes, cultas y empoderadas…

Imagen Internet

Hasta hace muy poco las mujeres hemos desempeñado un papel secundario en la gran aventura de la Historia. Fuimos relegada a los segundos planos e incluso a desempeñar papeles meramente decorativos, como figurantes. Pero basta adentrarse en la biografía de cualquier varón relevante e incluso de algunos Reyes, para descubrir entre sus allegados a una mujer inteligente moviendo hilos invisibles desde la sombra o poniendo en práctica sutiles estrategias que acabaron moviendo o cambiando voluntades. Que nadie se equivoque. No uso las palabras astucia e inteligencia como eufemismos de sexo al servicio de las ambiciones personales. Ni mucho menos. Me refiero a mujeres con capacidad de mediar e intervenir, formadas, respetadas y reconocidas por algunos Monarcas, a quienes por su valía personal confiaron secretos de estados y solicitaron sus sabios consejos. Felipe IV mantuvo durante años correspondencia con Sor Mª de Agreda, amiga y confidente. La monja concepcionista fue considerada, a ojos de la Corte, la ‘consejera del Rey’. Otro ejemplo podría ser Anne-Marie de la Trémoille, Princesa de los Ursinos. Instalada en la Corte de Felipe V de Borbón, después de un largo periplo por otras cortes europeas, tuvo una destacada proyección política-cortesana cuando en 1702, tras la marcha de Rey a Italia (Guerra de Sucesión), María Luisa Gabriela de Saboya, su esposa, tomó la riendas del gobierno, lo que hizo siendo aconsejada ‘oficiosamente’ por su camarera mayor, la Princesa de los Ursinos…Del mismo modo Madame de Pompadour, amante y también asesora de Luis XVI, hizo lo propio en la corte de Versalles… Son algunos ejemplos de mujeres inteligentes, cultas y empoderadas.

Claro que moverse por el entorno del Rey no estaba al alcance de cualquiera (como ahora). El Renacimiento marcó un punto de inflexión cuando en el siglo XVI, Isabel del Este, marquesa de Mantua y su cuñada Elisabetta Gonzaga, duquesa de Urbinos (no confundir con la Princesa de los Ursinos), promovieron la idea de que las damas cortesanas debían ser cultas. La de los Urbinos inspiró a Baltasar de Castiglione, autor de El Cortesano, aconsejando a las damas no arredrarse ante ninguna conversación además de proponer usos y costumbres que acabaron imponiéndose en las cortes europeas. En fin, de lo dicho (aunque quedaría muchísimo más por decir) se desprende que la cultura es la llave que permite acceder a determinados espacios, ámbitos o esferas, entre ellas, las del poder en cualquiera de sus formas, aunque en tiempos pasados dicho acceso sólo fuera posible mediante el matrimonio o el convento. Y es aquí donde enlazo con el post anterior para explicar qué fue la ‘Soberana Asamblea de la Casa del Placer’ de Lisboa.

El siglo XVII, conocido por su esplendor cultural como el Siglo de Oro, fue también un siglo de decadencia política, económica, social… España se vio asolada por diferentes brotes de peste, seguidas de hambrunas sobrevenidas a consecuencia de una prolongada sequía además de la intervención en la Guerra de los Treinta Años y las sublevaciones de Portugal y Cataluña todo lo cual trajo consigo una gran disminución de población… (Sirva este ejemplo como reflexión frente a nuestra actual pandemia). Aún así despertó en determinados sectores de la sociedad un gran deseo de saber y una gran inquietud por el conocimiento que alcanzará su punto álgido en el siglo siguiente con la Ilustración. Un afán de conocimiento que, como dije anteriormente, había cuajado entre las mujeres (nobles, claro) que comenzaron a promover tertulias y reuniones literarias (conocidos como Salones literarios franceses) denominadas ‘Academias’, muchas de ellas auspiciadas por Infantas y Reinas. Pues bien, eso fue la Soberana Asamblea de la Casa del Placer, una Academia literaria promocionada por monjas de diferentes conventos lisboetas (y la participación de algunas aristócratas) entre quienes destacaron Sor Maria do Céu y Sor Feliciana de Milão, ambas reconocidas autoras portuguesas del siglo XVII relacionadas íntimamente con la corte. Estas monjas conocieron la obra de Sor Juana Inés, “Inundación castálida”, publicada en España bajo mecenazgo de la Condesa de Paredes, a quien acudieron para solicitar su mediación a fin de que la escritora novohispana compusiera una obra para ser leída en la Asamblea. Fue así como surgió la composición de los Enigmas. El resto fue idea de Sor Juana. Cada redondilla o adivinanza refiere y desgrana, con palabras veladas, una experiencia amorosa experimentada en este caso por sor Juana Inés con la Condesa, esperiencia revivida una y otra vez en cada lectura por las monjas y las “matrocinadoras” (término utilizado por la Historiadora Milagros Rivera) que formaron parte de la Soberana Asamblea de La Casa del Placer, el ‘placer’ de disfrutar de la lectura, de la palabra escrita por otra mujer sabia, erudita y enamorada, inspirado en un amor doblemente prohibido (por ser monja la una y casada la otra), silenciado y vivido en la ausencia y la distancia. “La publicación de los Enigmas no circuló entre los eruditos porque no nació para ellos sino para el disfrute, la inspiración, la risa y la inteligencia de Amor femeninas, que convierten a los Enigmas en una obra altamente irreverente, ya en su forma, con la Iglesia y el Estado” (M.R.)

En su momento, el libro se publicó en una edición privada a principios de 1695, en el “Impresor de la Majestuosa Veneración, a costa de un lícito entretenimiento”. En el estudio de Milagros Rivera sobre los Enigmas de Sor Juana Inés (enlace reseña), la autora afirma: “Es un libro que se ríe de todo narcisismo masculino, en su contenido y en su forma. Dos de las monjas portuguesas hicieron en prosa las Censuras del contenido del libro, autorizando su publicación como si fueran jueces eclesiásticos, y otras tres redactaron en verso las Licencias de impresión, una por lo que toca a la fe, otra por lo que pertenece a las buenas costumbres, y otra por lo que compete a la jurisdicción real…”

Finalmente solo añadir que los Enigmas forman parte de la conocida Querella de las mujeres, un gran movimiento político que promovió el debate sobre el valor de las mujeres y lo femenino, desarrollado en las cortes europeas y del Nuevo Mundo, desde finales del siglo XVIII hasta la Revolución francesa, aunque muchas mujeres consideren que continúa en la actualidad…

Tiempos de ‘performance…’

Imagen Internet

La semana no ha pasado sin pena ni gloria y concluye, en cierta medida, alegre ma non troppo tanto en cuanto se han creado expectativas de sacar adelante asuntos de estado de los que todos -hasta Europa- estamos pendientes. Ya veremos… La ‘moción de censura‘ ha consumido horas de televisión acaparadas por nuestros políticos y , finalmente, no sólo no prosperó tal y como se esperaba, sino que además proporcionó alguna que otra sorpresa a los telespectadores…Como telón de fondo la segunda oleada de la pandemia acechándonos con mayor dureza e intensidad que la primera teniendo en cuenta la proximidad el invierno… Y todo acontece en una continua performance acorde a estos tiempos en que la vida política se desarrolla entre la teatralidad, el postureo y la representación, una puesta en escena en la que casi no caben la improvisación o la espontaneidad y en la que nuestros dirigentes parecen disputarse el ‘oscar’ al mejor actor principal…Veamos algunos de los nominados…

1- Pablo Casado por su discurso final en la ‘moción de impostura’, desplegando toda su artillería contra el líder ultraderechista al que dejó noqueado y hasta aparentemente dolido, por el revés de quien se supone su socio de gobierno, una auténtica sorpresa. El presidente de la formación popular acaparó todos los primeros planos de los medios de comunicación que hoy hablan de ‘refundación del partido…’ y de ‘ganador de la próximas elecciones…’ El gobierno solo presume de concentración de votos en torno al actual ejecutivo aunque la salida triunfalista que tenían pensada quedó eclipsada tras la intervención del líder popular…Es lo que tiene la política…

2.- ‘De mayor NO quiero ser mujer florero…’ Las mujeres hablaron con voz propia. Alto, claro y desde la perspectiva de una república feminista y un país de países. Hablaron de libertad, de igualdad y de la pluralidad en contraposición a la visión del país estrecho y homogéneo concebido por VOX que replicó con palabras anacrónicas y de mal gusto: “Ustedes formaban parte de una puesta en escena, son figurantes. Formaban parte de un decorado, son los floreros que ha decidido el machito alfa que tenían que salir. Han venido a hacer un discurso de buenos y malos en la violencia contra las mujeres”. Continúa usted en el pasado señor Abascal…

La nota emotiva llegó de la mano de la joven diputada de UP, Aina Vidal, no por ser mujer sino porque regresaba por primera vez al Congreso desde el 30 de junio pasado -esperemos que para quedarse- tras nueve meses de tratamiento contra el cáncer que padece, siendo recibida entre aplausos y palabras de bienvenidas por parte de todos, incluido el propio Abascal. Apenas durante unos segundos el hemiciclo manifestó su unanimidad, confluyendo en un sentimiento común a favor de la vida…Al fin y al cabo, todos, hombres y mujeres, somos seres humanos y tenemos nuestro corazoncito, por muy duros que seamos o aparentemos ser…

3.- Aitor Esteban: ‘El minuto de oro’. Parece que sus señorías quieren elevar el nivel de retórica e intentan mejorar su oratoria a base de citar a personalidades destacadas del mundo de la literatura, la ciencia e incluso la religión…Curioso pero cierto. La izquierda moderada por boca del líder socialista Pedro Sánchez, citó al Papa Francisco en plena sesión refiriéndose a las dos cuestiones más controvertidas: aborto y homosexualidad (abro paréntesis porque he oído que el Cardenal Cañizares, Arzobispo de Valencia, ha comentado a este respecto que ‘tiene amigos homosexuales…’ cosa que no dudo y hasta me alegra). Continúo. Sus señorías citaron a Unamuno, Ortega y Gasset, Cervantes y, por supuesto, a Franco en un derroche de dialéctica a la altura de las circunstancias. No obstante, si he de quedarme con algo, me quedo con la actitud inteligente adoptada por Aitor Esteban (PNV) quien protagonizó, en mi opinión, el minuto de oro. El tiempo justo de decir NO a VOX, negándose así a contribuir al ‘uso espurio’ perseguido por la ultraderecha. Esteban recordó a sus señorías el tiempo de televisión que pretendía consumir la formación ultraderechista a la que él no tenía intención de colaborar…

En fin, la semana dio para esto y para mucho más…En el plano personal esta noche soñé con tiempos pasados, cuando era más joven, así que el de día de hoy trae a mi memoria algunos recuerdos imborrables: largos paseos por una estación, un cumpleaños celebrado en el asiento trasero de un coche, soplando una vela pegada a un ‘quesito mini babybel’ que incluyó deseo no cumplido y beso… Un mensaje escrito sobre el techo húmedo de un Ford Fiesta rojo que pasaba por allí…Y hasta ahí puedo leer…Pero todo esta bien. Ya lo dijo el poeta latino Marco Valerio Marcial: “Poder disfrutar de los recuerdos de la vida es disfrutar dos veces…” Que así sea…

Panem et circense…

Imagen Internet

Un millón de infectados por covid después, con la declaración del ‘toque de queda’ en el horizonte para varias Comunidades, las UCIs sobrepasadas y la sanidad primaria desbordada, los de VOX estrenan hoy en su cartelera el melodrama titulado ‘Lo que la moción no se llevará’ escrita y dirigida por la cúpula del partido con la actuación estelar de Santiago Abascal en papel de Santiago Abascal junto a otros secundarios, además del ‘célebre coro’, rescatado para la ocasión de las clásicas tragedias griegas… Señoras y señores, no tenemos ni tiempo ni dinero para invertir en vuestra campaña electoral…

La ‘nueva’ política, entendiendo por nueva a la recientemente incorporada a dicha actividad, se parece demasiado a la vieja a la que tanto se ha criticado. Los de VOX parecen desconocer que la ‘moción de censura’ no puede ser un teatrillo montado para su propio lucimiento y beneficio, reanimando y recordando a su electorado que están ahí y que son ellos quienes poseen la ‘piedra filosofal‘ o la ‘fórmula secreta del color púrpura’. La moción tiene como finalidad exigir responsabilidad al Presidente proponiendo a la par un nuevo gobierno y no solo para derrocar a quienes lo conforman ahora por muy comunistas que sean… No puedo comprender que un partido inspirado en la ‘formación del espíritu nacional‘ que cita a Primo de Rivera y a Franco’, de misa y comunión, que camina de la mano de obispos y sacerdotes, niega la violencia machista y llama despectivamente ‘maricones’ a los homosexuales, continúe ganando adeptos y subiendo en las últimas encuestas…Pero así es. Y para colmo hoy asisten a la Cámara con su mejores galas porque están de fiesta y se disponen a entretenernos más de 24 horas de la misma manera que Roma en tiempos del Imperio: ofreciendo panem et circense a sus ciudadanos…

Pasarán el día hablando de gobierno fraudulento e ilegítimo olvidando que, aunque ajustada, obtuvieron el apoyo de la mayoría de los parlamentarios todos y cada uno elegidos democráticamente incluso ellos, aunque la palabra’ democracia’ les venga grande… Abascal y sus acólitos llegaron hasta el Congreso, el Senado, los gobierno de Madrid y Andalucía y al poco tiempo varios miembros de su cúpula levantaron sospechas sobre posibles escándalos que destaparon una manera de funcionar a la ‘antigua usanza’: dedocracia, nepotismo, entradas y salidas por la puerta de atrás…Espinosa de los Monteros y su esposa habían firmado proyectos de construcción de viviendas sin licencias, es decir, cobrando ilegalmente. Un dicho muy sabio afirma: ‘Si quieres conocer a fulanito, dale un carguito…’ Y así fue. El líder de VOX de Andalucía Francisco Serrano se vio obligado a dimitir tras ser investigado por ‘presunto’ fraude en las ayudas públicas. Podría seguir tirando del hilo de las hemerotecas pero se me haría largo. Sin embargo no quiero dejar de señalar la falta de empatía y camaradería entre ellos mismos, cosa que quedó clara y nítida cuando una diputada andaluza de dicho partido dimitió por acoso sexual ¿quieren conocer la opinión de sus compañeros?: “No es una pérdida importante. No destacaba por su trabajo y su calidad humana dejaba mucho que desear…” No comment

En fin, ‘ver la paja en ojo ajeno’ siempre resultó más fácil. El caso es que el Santiago Abascal, ahora en la tribuna de los oradores (lo tengo delante mientras escribo y acaba de recibir un aplauso tras pronunciar las cuatro primeras palabras) apenas un año en política nacional, el mismo al que habían desahuciado de su casa en el País Vasco, ha adquirido un chalet en una zona noble de la capital por valor de más de 800.00 euros…Y ahora viene a darnos lecciones sobre qué se debe hacer, a llamar mafiosos a los miembros del gobierno y a afirmar, abusando del plural mayestático, que los españoles ‘estamos cansados’ de este desastre que él mismo había anunciado. El líder de VOX nos alecciona desde el estrado ofreciéndonos más y mejor España pero con ellos…

Así, mientras los de VOX pasan el día presumiendo de oratoria en un acto de uso y abuso del espacio democrático por excelencia, símbolo de nuestra soberanía como es el Congreso de los Diputados y Diputadas, ‘muchos y muy españoles’ deambularán indignamente por los pasillos de hospitales saturados o morirán víctimas del covid-19…Ese debería ser el único debate…Lo demás, vanidad de vanidades…¿Alguien da más?

Las sesiones de ‘descontrol’ del Gobierno…

Imagen Internet

De todos es conocido el tópico que afirma que ‘la moda viene de París’ capital de Francia, país donde también nació el Barón de Montesquieu ya saben, el pensador francés que estudió derecho y se dedicó a viajar por Europa a fin de conocer sus instituciones y costumbres. Un largo periplo que le llevó hasta Inglaterra donde quedó fascinado por su modelo político, el mismo que le proporcionó los recursos necesarios para acometer contra la monarquía absoluta que imperaba tanto en Francia como en Europa durante la Ilustración. A Montesquieu se debe la obra Del espíritu de las Leyes publicada en 1748, en la que el autor aboga por la ‘separación de poderes’. Y esta es la razón por la cual, algunos políticos de la oposición, lo han rescatado de los anales de la Historia a fin de atacar al gobierno acusándolo de politizar la justicia tras declarar el ‘estado de alerta’ sanitaria en la capital en contra de la sentencia del TSJM…Claro que omiten que fueron ellos quienes primero judicializaron el asunto apelando al Tribunal Supremo de Madrid…En fin, ‘tanto monta monta tanto…’

Hace años asistir a las sesiones del Congreso resultaba interesante y hasta didáctico. Los debates se basaron en una dialéctica propia de contrarios, como tiene que ser, aunque sobre la base del respeto a la diferencia, nunca reñida con el reconocimiento a la valía personal o política. Podías estar de acuerdo o no, pero se respiraba un aire más limpio y los discursos destilaban convicción, lealtad y altura de miras… Puede que sólo fuera cuestión de forma o de formas, pero lo cierto es que los ciudadanos no nos sentíamos engañados ni nos avergonzaban nuestros representantes ya estuvieran en el ejecutivo o en la oposición…

Mucho han cambiado las cosas. Hoy por hoy cuando asistimos los miércoles a la sesión de control, más bien de descontrol, observamos que la Cámara se ha transformado en un sucedáneo de algo peor que un ‘patio de vecinos’ mal avenidos, enzarzados en continuas disputa o en un foro aprovechado para insultar, amenazar e intentar dejar en evidencia a los rivales, sembrando la crispación y las dudas, tergiversando la verdad o retorciéndola hasta límites insospechados…Los ‘brindis al sol’ entre líderes y las réplicas y contrarreplicas entre la portavocía del PP y la vicepresidenta, suelen ir acompañadas de un coro de murmullos y aplausos que convierten el hemiciclo en un auténtico circo romano. Los oradores alzan la voz, hablan con ironía y han hecho del noble arte del sarcasmo una herramienta burda, en ocasiones incluso cruel, utilizada para humillar o dejar en evidencia a sus contrarios… Todo un alarde de lo que NO debería ser la política…

Se supone que el Congreso es el espacio democrático por excelencia, símbolo de la soberanía popular que sus señorías tiene el honor representar y presidir, cosa que deberían hacer con deferencia y consideración, señas de identidad que les acompañan allá donde van junto a sus comitivas, coches oficiales, guardaespaldas y alfombras rojas, protocolo con el que se les recibe en reconocimiento al prestigio inherente al cargo que ostentan, el mismo que la sociedad asume por el que perciben suculentos sueldos, extras y primas que, en mi opinión, ni se ganan ni se merecen…Sus señorías no sólo están contaminando el ambiente, enrareciendo el clima político y social pretendiendo enfrentarnos a unos contra otros, el asunto es mucho más grave. Ustedes están tratando de construir una verdad, la suya, mintiendo con premeditación y alevosía…De paso, están permeando sus discursos de un lenguaje agresivo y peligroso, lleno de términos que atentan contra los principios más elementales de la democracia: secuestro, anarquía, dictadura, totalitarismo…Aún más, pretenden apoderarse y monopolizar los símbolos que nos igualan y nos representan cuyo dominio pertenece a todos los españoles -plural mayestático del que abusan- ya sean madrileños, catalanes, vascos o andaluces…

¿Hasta cuando utilizarán la pandemia para deslizar sus consignas electorales? ¿Tienen alguna intención de ‘colaborar’ en favor del bien común o se pasarán el resto de la legislatura ‘ni contigo ni sin tí’? A quienes se abanderan la España ‘Una, grande y libre’, ‘católica, apostólica, romana’ les animo a realizar un curso acelerado de ‘ética y moral’ además de unas breves nociones sobre ‘educación para la ciudadanía’, esa asignatura que se ventiló la reforma del Ministro Wert, el ‘ministro enamorado’, el mismo que dejó manga por hombro el Ministerio para correr tras su amada mediante la concesión de una embajada en París con derecho a un ‘modesto apartamento’ de 500 metros cuadrados (11.000 euros al mes), chófer y salario de 60.000 euros anuales…‘Puertas giratorias’ creo que lo llamaban…A vosotros señorías, os invito a bajar del pedestal y tener la decencia de asumir los deberes contraídos con vuestros electores: sois la parte contratada no la parte contratante, no trabajáis para vosotros sino para nosotros…Nos une una relación electoral y contractual…

El gran filósofo Sócrates dijo: ‘la buena conciencia es la mejor almohada para dormir’  Seguro que más de uno/a tendrá que cambiar de almohada…o de conciencia’… Yo, ahí lo dejo…

El sabio duda y reflexiona, el ignorante simplemente afirma…

Imagen Internet

Dicen los expertos politólogos que vivimos una crisis sin precedentes. Una convulsión mundial agravada por la pandemia que está levantando ampollas en todos los ámbitos: social, político, económico y, por ende, en la vida personal de la ciudadanía. Al gobierno de España le llueven las críticas. Seguramente, cuando este episodio pase a los libros de Historia, quedarán reflejados los pecados cometidos por error y por omisión. Siendo justos esto no podía estar previsto en ningún guión y hubiera dejado fuera de juego a cualquier otro gobierno. Sin embargo, también es cierto, que asistimos a una oleada de prepotencia, protagonismo, ambición política y lucha de egos que, lejos de beneficiar, siembra el caos y la confusión. Creo que muchos coincidirán conmigo en que nuestros políticos parece que se hayan puesto de acuerdo para cantar a coro aquella canción popular tan propia de las excursiones de colegio de ‘monjas’: ‘vamos a contar mentiras tralará…’ Sin lugar a dudas estamos frente a una profunda crisis política a la luz del comportamiento de nuestros dirigentes, incapaces de abandonar los intereses partidistas y unirse en favor del bien común. Los elegimos para que nos representaran pero sólo se representan a sí mismos. No estaría de más que bajaran del pedestal para recapacitar un poco. Ahí les dejo una gran frase de un célebre filósofo (no está claro si fue Aristóteles): “El sabio duda y reflexiona, el ignorante simplemente afirma…” El que quiera entender que entienda…

Lo cierto es que la pandemia va para largo, como largo se nos hace el tiempo que nos separa de nuestros seres queridos que no están a nuestro lado o no pueden venir a visitarnos ni nosotros podemos ir a verlos…Atrás y muy lejos parece haber quedado la euforia de los aplausos, las canciones solidarias y demás iniciativas destinadas a subirnos la moral y mantenernos firmes y cuerdos…Todos sabíamos que la desescalada llegaría a la par que el verano para desatascar la economía, intentar salvar los trastos y evitar el hundimiento de miles de familias que viven del turismo y la hostelería…Pero aparecieron los rebrotes y la segunda oleada llegó antes de tiempo desencadenando las disputas entre los líderes de las diferentes formaciones, enzarzados unos con otros como niños que se pelean ‘a ver quien la tiene más grande…’ Las Autonomías en disputa unas contra otras y casi todas contra el gobierno central… Y así estamos: el Gobierno propone y la Comunidad dispone…Donde la Sanidad recomienda el Tribunal Supremo enmienda…Política judicializada y justicia politizada… ¿Hasta cuando aguantaremos sumisos y aborregados? El país avanza no por la eficacia de nuestros dirigentes sino por la eficiencia de sus ciudadanos…Alea iacta est

No obstante, más allá del covid también hay vidas y también hay muertes y con ellas soledad, desolación, abandono, crueldad, maltrato, decadencia y pobreza. La pandemia tiene su propia cara pero también múltiples aristas. El colapso sanitario obstaculiza la atención de enfermos crónicos y oncológicos, por no hablar de las inversiones en ensayos casi todo a cero y paralizado porque ahora lo primero es una vacuna que nos salve del coronavirus… Pero ¿quién salvará a los enfermos crónicos y a los pacientes de cáncer? El covid ha caído sobre el planeta como un manto que lo cubre todo ocultando lo que quedó debajo…Ahora apenas oímos hablar de la violencia contra las mujeres justo cuando más tiempo conviven con el enemigo. En lo que va de año 33 fueron asesinadas. Las estadísticas de Europa Press muestra datos escalofriantes… Tampoco se oye nada sobre refugiados, seres humanos desamparados, desasistidos, dejados a su mala suerte, abandonados por una Europa que paga a segundos y terceros para establecer campamentos donde los mantengan apartados de las ciudades tal y como sucedió en el caso de Turquía, o se lavan las manos como Pilatos y quitarse ese lastre de encima…Finalmente, de tarde en tarde, casi diluida entre las noticias sobre el coronavirus, se reseñan algunos datos sobre la pobreza y las denominadas ‘colas del hambre’ … Largas filas de pobres de solemnidad, venidos a menos a consecuencia de la pérdida del empleo. En este sentido es justo señalar la labor que vienen realizando Cáritas, ONGs, bancos de alimentos e incluso asociaciones vecinales cuya tarea encomiable pasa casi desapercibida a la par que dejan al descubierto lo que podría llamarse ‘solidaridad entre iguales’…No he visto nunca ningún ‘abrigo de visón’ ni ningún bolso de ‘Prada’ colgado de una mano generosa que reparta alimentos con envoltorios de afecto… Nunca tan elogiable desempeño mereció tan alto honor como en esta ocasión lo ha tenido el Programa Mundial de Alimentos de la ONU, Premio Nóbel de la Paz en este año 2020. Enhorabuena a todos aquellos que lo han hecho posible gracias a su generosidad.

Imagen Internet

“Ensayo sobre la ceguera”, el ‘presagio’ de Saramago…

Si puedes mirar, ve. Si puedes ver, repara...

Dice nuestro sabio refranero: ‘Cada cosa a su tiempo… Y un tiempo para cada cosa’ Cito este dicho porque la idea que subyace me sirve como analogía para subrayar otra preliminar sobre el escritor portugués José Saramago y su tardía incorporación al mundo de la literatura. Tardía pero prolífica y hasta Premio Nobel que cuenta en su haber con más de 50 libros, algunos póstumos. Nacido en 1922 escribió su primera novela en 1947 pero no despegó hasta la década de los 80 cuando se publicó Levantado del suelo. Tenía Saramago 52 años. A veces una se pregunta por qué tardamos tanto en tomar las decisiones acertadas que, con frecuencia, ya se han intuido. Puede que sea porque, efectivamente, ‘cada cosa tiene su tiempo’ expresión que, dicho sea de paso, tiene su origen en el diálogo de La Pícara Justina (I 63) escrita en el siglo XVII y atribuida a Francisco López de Úbeda. La obra es una novela picaresca cuya genialidad reside en colocar a una mujer -Justina- como protagonista principal…En fin la paremia procede de fuentes orales de ahí que se haya agregado la segunda parte, una coletilla añadida a consecuencia del boca a boca…

“Creo que no nos quedamos ciegos, creo que estamos ciegos, Ciegos que ven, ciegos que , viendo, no ven…” Así escribió Saramago en su Ensayo sobre la ceguera, una novela de ficción (que ahora se nos presenta a modo de ‘profecía’) en la que diserta sobre la respuesta social ante una epidemia de ‘ceguera blanca…’. Decía Saramago que escribir era como ‘componer música’. Por eso su escritura contiene musicalidad y por eso su mujer y traductora, Pilar del Río, afirma que sus obras tendrían que leerse en ‘voz alta’. Cualquiera que le haya leído habrá observado la ausencia de signos de puntuación, cosa que hacía con toda intencionalidad a fin de obligar al lector a leer de manera activa para “que construya el texto gracias a esa voz que debe estar escuchando” tal como sucede cuando leemos, que nos oímos a nosotros mismos. Esta ausencia de puntos y comas primero desconcierta pero enseguida la lectura fluye deliciosa, apetecible e incansable…

En el Ensayo sobre la ceguera el autor crea una situación ficticia para alertar sobre «la responsabilidad de tener ojos cuando otros los perdieron». Saramago es un sujeto axiológico y político, producto de su tiempo, circunstancias, entorno y su propio contexto. Merece recordar que antes que escritor fue mecánico, cerrajero y administrador del Seguro Social estatus que mantuvo en su memoria cuando se convirtió en un renombrado y prestigioso escritor, condiciones que permean sus obras…En el Ensayo Saramago retrata una sociedad tan ‘podrida y desencajada’ como profundamente egoísta, afectada por una ceguera que trasciende el significado físico y literal del término. Sus personajes, sin nombres, adquieren su identidad y se reconocen a medida que el lector descubre sus personalidades a través de la descripción que el narrador hace de cada uno de ellos: seis personajes anónimos y una heroína al frente, la única que no perdió la vista ni la ‘visión…’ La ceguera repentina e inexplicable causan el pánico y destrozan el orden social mientras el gobierno intenta afrontar la enfermedad, detener el contagio y mantener el control imponiendo medidas tan represivas como ineptas, un argumento que, a todas luces, convierten a Saramago en un visionario que anticipó con su ficción la realidad de la actual pandemia…

Corren tiempos difíciles para el conjunto de la sociedad y una cierto halo de escepticismo corre el peligro de instalarse sobre nuestras cabezas. Debemos confiar en la comunidad científica a pesar de las supuestas presiones de los poderes económicos…La gobernanza del país es complicada, nada fácil decidir, no puedo ni quiero imaginarlo pero les tocó y, personalmente, veo más intereses partidistas que ganas de arrimar el hombro, mucho político inepto con ganas de protagonismo, escaso liderazgo y ‘poderes’ detrás del ‘poder’ moviendo los hilos interesadamente… Y es que “no hay peor ceguera que la mental que hace que no reconozcamos lo que tenemos delante”

Lo dicho, es un buen momento para releer el Ensayo y reflexionar desde la ficción sobre la realidad que nos tocó vivir…

http://web.seducoahuila.gob.mx/biblioweb/upload/Saramago,%20Jose%20-%20Ensayo%20sobre%20la%20ceguera.pdf